INGREDIENTES PARA 4 PERSONAS

400 g de Farfalle
400 g de calabacín
1 cebolla
2 tomates maduros
8 aceitunas negras
1 cucharada sopera de alcaparras
200 o 250 g de atún en conserva
Aceite de oliva virgen extra
sal

PREPARACIÓN

Ponemos a calentar una olla con agua. Cuando empiece a hervir, añadimos sal, un chorrito de aceite y los Farfalle. Dejamos cocer la pasta el tiempo que recomienda el fabricante y mientras preparamos la salsa.

Para la salsa

Pelamos la cebolla y la picamos con el cuchillo; no es necesario que quede demasiado pequeña. Rallamos el tomate ylo reservamos. Lavamos el calabacín y lo cortamos en rodajas finas. Ponemos aceite en una sartén y cuando esté caliente añadimos la cebolla. y la cocemos a fuego suave hasta que quede cocida al dente, transparente, seguidamente la retiramos y reservamos. Añadimos un poco más de aceite en la misma sartén y vamos friendo el calabacín por tandas, una vez frito, sacamos el exceso de aceite y, en la misma sartén, ponemos todo el calabacín, la cebolla y el tomate rallado. Añadimos las alcaparras y las aceitunas, dejamos cocer un par de minutos para que el tomate se haga y finalmente añadimos el atún, mezclamos haciendo movimientos suaves con la sartén para evitar que el calabacín se rompa.
Cuando la pasta esté cocida, la escurrimos y mezclamos en una bandeja o un bol grande con la salsa y servimos.

PARA SABER MÁS

Podemos sustituir el calabacín por berenjena. En lugar de Farfalle podemos utilizar cualquier otra tipo de pasta.

RESULTADO

Un plato mediterráneo, sabroso, equilibrado y rápido apto para vegetarianos.

Montse